Buscar
  • David Conejero

¿Fotos preboda o postboda? Qué debes elegir y por qué


Las fotos son uno de los elementos más importantes de cualquier boda que se precie por ser un día único y especial. Pero… ¿qué ocurre con los reportajes preboda y postboda? En este post te contamos las ventajas de cada uno y te adelantamos que uno no excluye al otro, siendo muy beneficioso combinar ambos. ¡Sigue leyendo!

La sesión preboda es aquella que como bien indica su nombre, se lleva a cabo antes del día B. Y si es posible llevarla a cabo con cierta antelación mucho mejor. Aunque pueda parecer lo contrario, tiene mucha importancia tanto para los novios como para el fotógrafo. Y para convencerte, hemos preparado esta lista de ventajas para que conozcas mejor los beneficios de un reportaje preboda.


1. Conexión entre pareja y fotógrafo

Una de las principales ventajas de la sesión preboda, y nos atreveríamos a aventurarnos a decir que la más interesante, es que esta te da la oportunidad de ganar confianza con tu fotógrafo. Además de tener una reunión para esclarecer el estilo y presupuesto del reportaje es esencial que tengas cierto feelingcon él. Llevar a cabo esta sesión hará que consigas romper el hielo y estéis totalmente relajados.

2. Un plan diferente

Seguro que tu pareja y tú nunca os habíais planteado anteriormente llevar a cabo un reportaje profesional. Con esta alternativa podréis disfrutar de un plan original y evadiros de la rutina durante 1 hora. Cosas tan básicas como pensar una localización especial, seleccionar una indumentaria concreta o pensar en el resultado posterior hará que tengáis ilusión con la idea del reportaje preboda.

3. Recuerdo especial

Puede que estas fotos no te resulten tan entrañables y especiales como las del día de tu boda. Sin embargo, estas también tendrán su particular encanto porque será el último recuerdo que tengáis de novios, antes de dar el gran paso.

4. Análisis del resultado

Tras haber pasado una estupenda jornada de fotos os sentaréis con el fotógrafo y revisaréis el resultado. Gracias a este material gráfico analizarás qué poses te gustan más o menos, si el fotógrafo invade tu espacio vital o si notas demasiado su presencia, Y por supuesto, el estilo de fotografía.

Postboda

Como os habréis podido imaginar, el reportaje postboda es aquel que se lleva a cabo después de la boda pero conservando esos trajes tan especiales que lucisteis en vuestro día señalado.


1. Adiós a las prisas

El gran día las emociones están a flor de piel y los nervios puede que sean inevitables y aunque siempre lo recordarás como un gran día la preocupación porque todo salga a la perfección y todos los invitados disfruten siempre estará ahí de algún modo. Con este tipo de reportaje disfrutarás como nunca ya que el gran día ya ha pasado y sería el momento de disfrutar únicamente de tu pareja y de tu traje de novia/o. Es la mejor opción para no desatender a tus invitados.

2. Un reportaje diferente

Esta sesión de fotos te permitirá recrear el día de tu boda incluso mejorándolo. Una de las principales ventajas de este tipo de reportajes es que puedes realizar fotografías en localizaciones muy distintas a las que escogiste el día de tu boda.

Puede que siempre soñaras con una boda en la playa pero por problemas de distinta índole esto no ha sido posible. Pues ahora sería el momento. Escoge tu cala o playa preferida y disfruta de unos momentos únicos junto a tu pareja. Atrévete a hacer un reportaje totalmente contrario al de tu boda, o incluso aventúrate a llevar a cabo un trash the dress.

3. Reportaje completo

Nunca será lo mismo ausentarse unos minutos el día de tu boda que poder llevar a cabo un reportaje como tal sin prisas y con cada detalle medido. La luz perfecta, una localización especial y un reloj en el que no pasa el tiempo.

Y, por supuesto, no os podéis olvidar del vídeo. Muchas veces es el gran olvidado cuando en realidad su valor sentimental es incalculable.


3 vistas

Volver al Inicio

@2019 by David Conejero Photography