Buscar
  • David Conejero

Escucha ratón, déjame que te cuente lo poquito que yo sé


Escucha ratón, déjame que te cuente lo poquito que yo sé. Déjame que te cuente lo poquito que yo sé de la vida, esta que tú tienes todavía por delante. Déjame que te diga que el mundo es precioso, espero que lo siga siendo para cuando tú empieces a apreciarlo. Déjame que te cuente que el sonido más bonito es el de los pájaros cuando le cantan a la mañana. Es el de las olas cuando intentan atrapar a la arena. Déjame que te diga que no hay vista más bonita que la de los mil colores de los campos y bosques, no hay aire más puro que el que ellos transpiran. Déjame que te diga que donde más bonitos están los animales es en libertad, aunque verás a demasiados encerrados en jaulas. Que no se te olvide nunca que la naturaleza preparó este hermoso mundo para que nosotros convivamos y disfrutemos de él, libre.


Déjame que te diga que el mundo está lleno de luz, aunque muchos querrán arrastrarte a la sombra. Persiste, niégate, defiéndete. Que no te convenzan de lo que sabes que no es cierto. No dejes jamás de buscar la luz, está por todo, siempre presente. Búscala en las personas que cruzan tu camino, en los ojos de desconocidos y las miradas que atraviesan el alma. Búscala en los pequeños momentos. Que no te llamen loco, y si lo hacen, sonríe. Déjame que te diga que muchos te harán daño, queriendo o sin querer. No te hundas, no te pares. Todo dolor marca y formará parte de ti, de lo que eres. No reniegues de él. Acéptalo. Es tuyo, y nadie más lo ha vivido como tú. Formará parte de ti igual que lo harán las mil millones de carcajadas que reirás. Igual que el amor que vas a sentir tantas veces. Espero que lo sientas más veces por momentos y seres vivos, que por cosas materiales. Pero sea como sea, vívelo. Acéptalo. No reniegues de él. Y si lo sientes, dilo, chíllalo. Que no te hagan callar, que no te digan que eres estúpido. Y si lo hacen, sonríe.

Déjame que te cuente que necesitarás mucha fuerza, mucho valor, para luchar por lo que es correcto. Pero hazlo. No abandones, no te rindas. Lucha por lo que vale la pena, cueste lo que cueste. Que nadie te haga dudar de ti mismo, que nadie, jamás, te haga dudar de tus sueños y de lo que tú eres capaz.

Déjame que te cuente que el mundo es, y siempre será, de colores, aprende a verlos. Y que nunca nadie te haga olvidarlos. Déjame que te cuente que vas a necesitar mucha paciencia, mucha calma, no la pierdas. Aunque muchos intentarán probarte hasta el límite, querrán verte huir. No lo hagas, no desistas. Camina, con paso firme y directo, con pisadas fuertes y seguras. Camina y no te pares. Déjame decirte que el pasado a veces tirará de ti y el futuro muchas veces te abrumará. Pero no te asustes, no te agobies. La vida igualmente ya lo tiene todo escrito, así que disfruta de tu camino y deja que te lleve por donde quiera.


Déjame que te diga que el dinero, la comida y las sonrisas están hechas para compartir, así que hazlo siempre que puedas. Y que nadie te llame iluso. Y si lo hacen, sonríe. Cuanto más compartas más recibirás, créeme. Déjame que te diga que el amor es el tesoro más preciado, cuídalo. Acéptalo y repártelo. Aunque muchos no te lo devolverán, da igual, no desistas. Todos lo necesitamos para vivir, es lo que mueve nuestro planeta. Todos nacimos por él, vivimos por él y morimos por él. Así que cuídalo, respétalo y compártelo. Pero sobretodo, siéntelo. Y déjame que te diga que eres un ser maravilloso, único, y que puedes conseguir cualquier cosa. Que nadie te diga lo contrario. Recuerda quien eres, recuerda siempre todo lo que mereces. Y no olvides que si alguna vez algo te asusta, hay tantísima gente que estará a tu lado, enfrente o detrás tuya, para sostenerte en pie. Que mereces amor y respeto y es lo que vas a recibir.

Y por último, déjame decirte que, el tiempo que la vida me permita, lo voy a invertir en sonreír, vivir y compartir contigo este camino que es solo tuyo, pero forma tan parte del mío.


8 vistas

Volver al Inicio

@2020 by David Conejero Photography